Un manifestante muerto y más de 600 detenidos en una semana de protestas en Túnez

Un manifestante ha muerto y más de 600 han sido detenidos desde el lunes en Túnez, donde han estallado movilizaciones y protestas durante varias noches consecutivas, según el portavoz del Ministerio del Interior, Jalifa Chibani, que detalla los enfrentamientos que se han producido entre la policía y los jóvenes en varias localidades.

Los saqueos y disturbios nocturnos han obligado al ejército a desplegarse en torno a muchos bancos, oficinas fiscales y otros edificios oficiales.

El miércoles, 328 personas fueron detenidas por robos, saqueos, incendios y cortes de carreteras. Esto eleva a más de 600 el número de personas detenidas desde el lunes. El martes ya habían sido detenidas 237 personas, y 44 el día anterior.

Los disturbios estallaron el lunes, con manifestaciones de lucha contra el paro y la carestía de la vida, que se convocan principalmente por la tarde y la noche, aunque también se han producido algunas manifestaciones pacíficas durante el día.

El movimiento de protesta contra el paro y el aumento de los precios fue lanzado a principios de este año por la campaña “Fech Nestannew”. Los manifestantes se concentraron a última hora de la tarde en Túnez para exigir la liberación de los manifestantes detenidos.

Túnez lleva más de dos años en estado de emergencia -medida adoptada tras una serie de atentados yihadistas- y la policía tiene poderes excepcionales.

El miércoles por la noche, se registraron enfrentamientos en la ciudad noroccidental de Siliana, y en Kasserine, Thala y Sidi Bouzid, en el centro marginal. El jueves varias decenas de parados se concentraron en el centro de Sidi Bouzid, una ciudad pobre del centro del país.

También se produjeron refriegas en varias zonas de Túnez y en Tebourba, a 30 kilómetros al oeste de la capital, donde un hombre murió en los enfrentamientos del lunes por la noche.

La principal comisaría de Thala fue incendiada y 21 policías resultaron heridos en todo el país el miércoles.

Los servicios ferroviarios fueron cancelados en algunas zonas después de que un tren fuera atacado en los suburbios del sur de Túnez el miércoles por la noche, según los medios de comunicación locales.

Para mejorar el poder adquisitivo de los ciudadanos, la patronal Utica anunció que había adelantado la fecha de las rebajas 10 días, al 20 de enero, en consulta con el Ministerio de Comercio.

Tras varios años de estancamiento económico y de contrataciones masivas en la administración pública, Túnez, enfrentado a importantes dificultades financieras, obtuvo en 2016 un nuevo préstamo del Fondo Monetario Internacional, de 2.400 millones de euros en cuatro años. Este importe se libera en varios tramos a cambio de un programa de reducción del déficit.

El dinar se ha devaluado en los últimos meses frente al dólar, la inflación superó el 6 por cien a finales de 2017 y el presupuesto de este año prevé nuevos impuestos y subidas del IVA que aumentarán aún más el coste de la vida.

La pandemia ha aumentado la tasa de pobreza, del desempleo y el analfabetismo, sobre todo entre los jóvenes.

Deja un comentario

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
A %d blogueros les gusta esto: