La principal causa de la muerte en México es la saturación hospitalaria

México es uno de los países del mundo que ha conocido un mayor exceso de mortalidad el año pasado: 160.000 fallecimientos que, hasta ahora, la intoxicación mediática ha atribuido a la pandemia, aunque lentamente empiezan a aparecer factores muchos más peliagudos que conciernen al dinero y el destino en el que se invierte.

Un estudio científico identifica como principal causa de muerte en México la situación que se vive en los hospitales y, en concreto, la saturación hospitalaria y la falta de camas con ventilación asistida para los enfermos graves.

El 45 por ciento de los pacientes “con coronavirus” que murieron en México, deberían haber ingresado en las unidades de cuidados intensivos, pero no lo hicieron por falta de camas con ventilación mecánica.

Por lo tanto, es evidente que una parte importante del exceso de mortalidad se pudo evitar. No se debe a “causas naturales” sino políticas, económicas y sociales.

La carencia de camas ventiladas no afecta sólo a los pacientes “con coronavirus” sino a todos aquellos con saturación de oxígeno por debajo del 80 por ciento.

El estudio ha sido realizado por investigadores mexicanos del Instituto Nacional de Ciencias Médicas y Nutrición “Salvador Zubirán” y lo ha publicado la revista científica Plos One (*).

La tasa de mortalidad en México se adjudica principalmente a la disponibilidad de camas con ventilación mecánica en unidades de cuidados intensivos, lo que sugiere que el hacinamiento fue uno de los principales factores que contribuyeron a la mortalidad hospitalaria.

La disponibilidad de camas con ventilación mecánica en México por cada 100.000 habitantes era de 1.5, lo que representa la mitad de las estimadas para China, un 10 por ciento de las de Italia y entre 0.04 y 0.05 por ciento para la capacidad de Alemania y Estados Unidos, respectivamente.

La escasa disponibilidad de camas en cuidados intensivos se está traduciendo en una demora en la admisión de pacientes y, como consecuenncia de ello, un incremento en la tasa de mortalidad.

La investigación concluye sobre la necesidad de atender con urgencia el problema de saturación hospitalaria del sistema de salud público, así como crear nuevas unidades de cuidados intensivos.

(*) https://journals.plos.org/plosone/article?id=10.1371/journal.pone.0245772

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies

Descubre más desde mpr21

Suscríbete ahora para seguir leyendo y obtener acceso al archivo completo.

Sigue leyendo