Von der Leyen anuncia la muerte de 100.000 soldados ucranianos

El miércoles la presidenta de la Unión Europea, Ursula von der Leyen, anunció que habían muerto 100.000 soldados ucranianos. La Guerra de Ucrania es esa picadora de carne humana que había prometido la OTAN. Sus dirigentes, y los de Estados Unidos, han expresado abiertamente su intención de prolongarla hasta la última gota de sangre ucraniana.

Pero los gabinetes de imagen se creen sus propias mentiras. La guerra no va viento en popa, como dicen. La declaración de Von der Leyen fue tan impactante que la Comisión Europea retrocedió y eliminó una cifra que desacredita totalmente la propaganda ucraniana y sus ridículas pérdidas oficiales.

La grabación de Von der Leyen desapareció de su cuenta en Twitter y luego reapareció de nuevo sin los datos. La Comisión Europea intentó hacer creer que la cifra de 100.000 no se refería sólo a los muertos, sino también a los heridos.

La cifra de aproximadamente 100.000 bajas, entre muertos (61.000) y heridos (49.000) entre los soldados ucranianos, fue la que proporcionó, en setiembre el ministro de Defensa ruso, Serguei Shoigu.

Teniendo en cuenta las cifras de bajas del ejército ucraniano en los frentes de Jerson, Jarkov y, más recientemente, Bajmut/Artiomovsk (donde incluso los medios de comunicación estadounidenses, como el New York Times, informan de casi 250 bajas diarias, lo que significa al menos un centenar de soldados ucranianos muertos en el mismo periodo, si no más en proporción general de bajas), es imposible que la cifra sea la misma dos meses después.

Hay quien estima que las pérdidas reales del ejército ucraniano son al menos el doble de las anunciadas por Von der Leyen. Según Larry Johnson, si la cifra de muertos es correcta, entonces, teniendo en cuenta los heridos, el número total de bajas es de 450.000, lo cual supone el 40 del total de fuerzas ucranianas.

Para Vladimir Rogov, de “Together with Russia”, hay 200.000 soldados ucranianos muertos, sin contar los heridos graves que nunca podrán volver a combatir.

“La estimación [de 100.000 muertos] podría haber sido relevante hace unos meses, pero hasta la fecha, las pérdidas sufridas por el régimen de Zelensky son mucho mayores que la cifra mencionada por von der Leyen. Se confirma no sólo por las estimaciones, sino también por la información de las clínicas y hospitales ucranianos. Según mis informaciones, las pérdidas irreparables de los soldados ucranianos y de los batallones nacionalistas han superado los 200.000, y el número de heridos, a menudo graves, que nunca podrán volver a tener un trabajo o una vida normal, es igualmente elevado”, dice Rogov.

La declaración de Von der Leyen hay que considerarla como una forma de que los países occidentales empiecen a asumir las cuantiosas pérdidas ucranianas, que ya no pueden ocultarse, dando una cifra plausible pero subestimada.

“Se están legalizando enormes pérdidas que ya no se pueden encubrir. Al ser más sofisticados en la manipulación de la opinión pública, los europeos están legalizando adecuadamente la muerte de 100.000 soldados ucranianos, mientras que saben muy bien que las pérdidas irrecuperables superan las 200.000”, asegura Rogov.

comentario

  1. El número de muertes en esta guerra podría ser por desgracia de unos 100.000 combatientes por cada bando.
    Esta es la cifra que se baraja como más sensata y que cuadra con las estimaciones de bastantes paises y organismos internacionales.
    Y estas cifras, de no parar la guerra se van a ver muy amplificadas por ambos bandos si esta sinrazón no para pronto.
    Una de las armas más despidadas enviadas últimamente por EEUU a Ucrania , y que Rusia no debería permitir de ninguna de las maneras a Washington, dada la bestial e inhumana mortalidad que provoca a cada explosión son los siniestros nuevos proyectiles Himars M30A1 tal y como comenté, con infinidad de bolas de Tungsteno desparramándose a toda velocidad con cada proyectil disparado, agujereando incluso los vehículos blindados!!!!.
    Además estos macabros misiles explotan en el aire, antes de llegar a tierra, con lo cual una auténtica lluvia de bolas de metal (182.000 por cada misil) penetra incluso hasta dentro de las trincheras!!!!!..
    Esta es una de las más inhumanas armas que se han llegado a enviar al frente, considerada incluso superior a las bombas termobáricas y de racimo, y que debería estar prohibida a todas luces dada la brutal capacidad de destrucción en un amplio radio que supone cada uno de estos misiles (los pocos «privilegiados» que escapan de la muerte ante esos proyectiles terminan lisiados y con graves minusvalías físicas).
    Una muestra de la total falta de escrúpulos de los Halcones de EEUU que cada vez provocan más a Rusia enviando estas diabólicas armas a Ucrania.
    Una sinrazón total que puede provocar una auténtica carnicería sin precedentes hasta la fecha…..
    Es urgente, muy urgente que los países trabajen a fondo para hacer sentar a ambos contendientes en una mesa de negociaciones, si no queremos ver un autentico desastre de muertos, heridos y mutilados en ambos bandos…..

Deja un comentario

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
A %d blogueros les gusta esto: