Los guardacostas griegos arrojaron al mar a tres inmigrantes matando a dos de ellos

Los guardacostas griegos arrojaron al mar a tres inmigrantes sin botes ni chalecos salvavidas el 14 de septiembre del año pasado. Dos de ellos murieron ahogados, según una investigación realizada por varios medios de comunicación europeos (The Guardian en Gran Bretaña, Der Spiegel en Alemania y Mediapart en Francia) en colaboración con la organización holandesa de periodismo Lighthouse Reports.

El crimen se produjo durante una operación de deportación a Turquía frente a la isla egea de Samos y no es la primera vez que se produce este tipo de tragedias que, además de los guardacostas griegos, afectan también a los de Libia y Marruecos.

Los migrantes formaban parte de un grupo de 35 personas que llegaron en una embarcación neumática ese día a la isla griega de Samos procedentes de la costa turca. Los tres hombres habían sido obligados a subir a otra embarcación, presentada como un barco de guardacostas. Pero una vez en el mar, los despojaron de sus teléfonos móviles y su dinero, les cachearon el ano y la vagina, los golpearon y los arrojaron por la borda.

El superviviente, identificado como Ibrahim y antiguo miembro de la marina camerunesa, dijo que los guardacostas griegos les habían golpeado con los puños antes de arrojarlos al mar. Los cuerpos de las dos víctimas, el marfileño Sidy Keita y el camerunés Didier Martial Kouamou Nana, fueron encontrados por los guardacostas turcos y las embarcaciones de recreo los días 18 y 20 de septiembre.

Ibrahim, que ha presentado una solicitud de asilo en Grecia, consiguió llegar a nado a la costa turca de Samos.

Según Der Spiegel, un grupo de abogados griegos está preparando una denuncia, mientras que los abogados turcos han presentado un recurso ante el Tribunal Europeo de Derechos Humanos.

Varias ONG acusan regularmente a Grecia de malos tratos en los campos de inmigrantes y de devoluciones ilegales en su frontera. Diecinueve inmigrantes murieron congelados cerca de la frontera griega a principios de este mes y el gobierno turco culpó a Grecia de la tragedia.

El 5 de marzo de 2020 los guardacostas griegos repelieron con violencia una embarcación de migrantes que quería alcanzar las costa de Grecia en el mar Egeo. Incluso hicieron varios disparos de advertencia.

En 2015 el diario turco Hurriyet publicó un vídeo en el que se apreciaba a los guardacostas griegos hundiendo un bote neumático completamente lleno de inmigrantes.

Deja un comentario

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
A %d blogueros les gusta esto: