La artillería rusa de precisión destruye otro tanque Abrams

La semana pasada unidades del ejército ruso destruyeron uno de los últimos tanques M1A1 Abrams que le quedaban al ejército ucraniano en la región de Avdeievka, después de que el vehículo fuera localizado por un dron de reconocimiento. “Los equipos de artillería del centro del grupo de batalla utilizaron munición inteligente Krasnopol para destruir otro tanque Abrams M1 en la región de Avdeievka”, informó el Ministerio de Defensa.

Ha sido una de las varias destrucciones llevadas a cabo de tanques Abrams utilizando sistemas de artillería guiados de precisión. Las imágenes de drones publicadas a principios de mayo mostraron que basta un único disparo de un proyectil de artillería 2K25 Krasnopol para destruir un tanque Abrams.

Anteriormente los tanques alemanes Leopard y los Challenger británicos no fueron la solución milagrosa que la OTAN esperaba y también tuvieron que ser retirados del frente, después de padecer numerosas bajas.

A partir de septiembre del año pasado Ucrania recibió 31 tanques M1A1 y, después de retenerlos durante cinco meses, los blindados entraron en combate por primera vez a finales de febrero. Al primer combate confirmado el día 23 del mes le siguió, tres días después, la destrucción confirmada del primer tanque, seguida de grandes pérdidas de otras unidades.

A finales de abril el ejército ucraniano retiró los tanques Abrams que le quedaban de las posiciones de primera línea debido a su vulnerabilidad. Según un informe de CNN de 29 de mayo, el personal ucraniano estaba insatisfecho con las prestacione de los tanques, citando no sólo sus problemas técnicos, incluida la vulnerabilidad de los componentes electrónicos a la condensación, sino también su vulnerabilidad al fuego ruso.

Una fuente militar estadounidense citada por la agencia de noticias Associated Press observó que debido al avance ruso en la capacidad para detectar y seleccionar objetivos “no hay terreno abierto que se pueda cruzar sin temor a ser detectado”. Otra fuente señaló que “los drones rusos han hecho las cosas demasiado difíciles” para que los tanques Abrams operen sin ser detectados ni atacados».

El vicepresidente del Estado Mayor Conjunto, el almirante Christopher Grady, proporcionó más detalles sobre la decisión del ejército ucraniano. “Cuando piensas en cómo ha evolucionado el combate, los blindajes masivos en un entorno donde los sistemas aéreos no tripulados son omnipresentes pueden estar en riesgo”.

Además de la artillería, los tanques Abrams también sufrieron pérdidas por ataques con drones, armas antitanques portátiles y cañones de tanques T-72 durante varios enfrentamientos.

Las pérdidas en Ucrania han generado preocupación entre otros ejército del mundo que han comprado estos tanques que, como se demostró durante la Guerra de Irak, quedaban a merced de las armas antitanque del ejército rival.

<p style=»font-size: x-small;»>—https://militarywatchmagazine.com/article/russian-precision-artillery-abrams</p>

Deja un comentario

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies

Descubre más desde mpr21

Suscríbete ahora para seguir leyendo y obtener acceso al archivo completo.

Seguir leyendo