Rusia y China aprueban un fármaco de Pfizer contra el coronavirus en plena guerra militar y comercial

El 25 de marzo, la agencia TASS informó que la compañía farmacéutica rusa Pharmasyntez, que produce Sputnik Light, estaba solicitando la fabricación de un medicamento COVID basado en una combinación de nirmatrelvir y ritonavir.

A fines de 2021, el Ministerio de Salud de Rusia incluyó este combo de medicamentos en su lista de tratamientos COVID aprobados.

Nirmatrelvir y ritonavir es un medicamento antiviral desarrollado por Pfizer bajo la marca Paxlovid, que se ha asociado con docenas de fabricantes de medicamentos genéricos en todo el mundo para suministrar el medicamento a 95 países, lo que supuestamente reduce las hospitalizaciones atribuidas a COVID para personas de «alto riesgo» en un 90%.

En noviembre de 2021, el gobierno ruso concedió la aprobación a Pfizer para realizar ensayos clínicos de Paxlovid en Rusia, aunque detuvo recientemente todos sus ensayos clínicos en respuesta a la «operación especial» en Ucrania, lo cierto es que Pharmasyntez sigue desarrollándo el fármaco.

Según los informes de los medios de comunicación, las propiedades mágicas de Paxlovid para combatir el COVID se pueden atribuir a uno de los ingredientes clave del fármaco, el ritonavir, «un medicamento comúnmente utilizado en tratamientos combinados para el VIH» pero que en sus advertencias indica que puede conducir a resistencias al fármaco del VIH-1…¿una epidemia de VIH para 2023?.

Pero Paxlovid es tan seguro y efectivo que incluso China lo anhela. Este es un gran logro: según el South China Morning Post, la píldora de Pfizer es el primer tratamiento contra el COVID fabricado en el extranjero que ingresa al mercado de China.

El regulador asiático informó que «ha aprobado condicionalmente Paxlovid para tratar a adultos con covid-19 de leve a moderado que tenían un alto riesgo de enfermarse gravemente, incluidos ancianos y pacientes con problemas renales crónicos, enfermedad cardiovascular o pulmonar crónica, diabetes y otros factores de alto riesgo de Covid-19». Esto es cuanto menos curioso porque los efectos secundarios enumerados del ritonavir incluyen diabetes y cálculos renales.

Habrá que analizar, en plena guerra militar y comercial, por qué ambas potencias admiten la circulación de un fármaco tan dudoso o si, por el contrario a lo que habitualmente se piensa, quizá sean naciones donde la penetración del capital monopolista está más avanzada de lo que creemos.

comentario

  1. El virus real, biológico, no ha sido aislado ni secuenciado en ninguna parte del mundo, y eso lo saben tanto los chinos, como los rusos y demás gobiernos cuyos ministerios de sanidad no pueden presentar otra cosa que un constructo informático que pretenden hacer pasar por un virus real para así seguir adelante con el genocidio en curso. Un genocidio que seguirán realizando incluso mediante una guerra mundial, que al parecer ya están preparando. https://odysee.com/@laquintacolumna:8/DIRECTONOCTURNODELAQUINTACOLUMNA-PROGRAMA299-:c

Deja un comentario

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
A %d blogueros les gusta esto: